El azúcar no causa cáncer, pero su consumo en exceso sí nos predispone

Elmer Huerta comenta que la obesidad relacionada la ingesta excesiva de azúcar es una condición que puede predisponernos al cáncer.

Elmer Huerta, asesor médico de RPP Noticias, explica que pese a lo que se cree el azúcar no tiene una relación directa con un diagnóstico de cáncer, pero sí su consumo excesivo.
Elmer Huerta, asesor médico de RPP Noticias, explica que pese a lo que se cree el azúcar no tiene una relación directa con un diagnóstico de cáncer, pero sí su consumo excesivo. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Getty Images

La Internet es un medio que nos acerca a la información. Sin embargo, pese a es un repositorio de datos valiosos, también es un riesgo pues expone a los cibernautas a información imprecisa y falsa sobre temas sensibles como la salud.

Elmer Huerta, asesor médico de RPP Noticias, explica que pese a lo que se cree el azúcar no tiene una relación directa con un diagnóstico de cáncer, pero sí su consumo excesivo.

“Un grupo de investigadores europeos han estudiado el metabolismo (el proceso en el que se desdobla) el azúcar en las células de la levadura, un hongo que procesa muy bien el azúcar y ahí han estudiado ese efecto”, explica.

Así funciona el cáncer. “Recordemos que el cáncer se produce cuando hay una mutación genética. Esta mutación genética hace que las células comiencen a dividirse, a dividirse, sin ningún control y se forma el tumor. Luego de que se han dividido las células, estas células cancerosas empiezan a invadir otras partes del cuerpo y eso es el cáncer”, afirma.

Elmer Huerta explica la relación entre la glucosa y las células cancerígenas.
Elmer Huerta explica la relación entre la glucosa y las células cancerígenas. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Getty Images

Huerta explica la relación entre la glucosa y las células cancerígenas. “Para que se dividan enormemente tienen que tener un metabolismo muy enorme, tienen que tener mucha energía estas células cancerosas”, comenta.

El metabolismo de las células normales se da por medio de la oxidación.

“Lo que han estudiado estos investigadores, corroborando algo que han encontrado en 1931, que las células cancerosas no procesan, no metabolizan el azúcar, igual que otras células del cuerpo. ¿Cómo metabolizan normalmente las células del cuerpo? Agarran el azúcar, que es parte de lo que comemos, la glucosa, la toman, luego la desdoblan y producen CO2, que es el peróxido de carbono, y el agua. Es el proceso de oxidación, así es como procesan el azúcar”, explica Huerta.

De acuerdo con el especialista esta glucosa fomenta la producción de un protogen canceroso que prolifera la multiplicación celular sin control.
De acuerdo con el especialista esta glucosa fomenta la producción de un protogen canceroso que prolifera la multiplicación celular sin control. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Getty Images

A diferencia de las células normales, las que causan el cáncer realizan el proceso de fermentación para obtener energía del azúcar. “Y producen otras sustancias químicas y esta fermentación es característica de las células cancerosas”, afirma.

De acuerdo con el especialista esta glucosa fomenta la producción de un protogen canceroso que prolifera la multiplicación celular sin control. Los investigadores hacen que se modifique el metabolismo de la glucosa y no el azúcar el que modifica el cáncer.

Huerta comenta que la obesidad causada por el exceso de azúcar es la que cambia el microambiente de las células, por lo que un cambio en las dietas diarias puede hacer la diferencia. Siga el consejo de la Organización Mundial de la Salud y consuma máximo 6 cucharaditas de azúcar al día.