Cómo identificar y tratar el pie plano en los niños

El pie plano es una condición en la que existe un descenso o aplanamiento del arco del pie. Puede ir acompañado de alteraciones a nivel del calcáneo (hueso del talón), de la rodilla o cadera.

En los lactantes y niños que están comenzando a caminar, el pie plano es normal | Fuente: Getty Images

En los lactantes y niños que están comenzando a caminar, el pie plano es normal y a medida que crecen, las actividades que realizan van trabajando los grupos musculares que tensan los tejidos y, además, se pierde la almohadilla de grasa que está a nivel de la planta del pie, formándose el arco. Esto se produce hasta los 3 años de edad.

 En el caso de los adultos, la mayoría presenta arcos normales, pero en algunos casos debido a un bajo tono muscular puede ser que no se formen.

Muchos de los pies planos que vienen a consulta son flexibles, esto significa que cuando la persona se encuentra de pie (con ambos pies apoyados) el arco se aplana, pero cuando se encuentran en actividad como en la marcha el arco es visible.  Es común que estos niños presenten caídas frecuentes y cansancio al caminar.


La fisioterapia juega un papel muy importante en el tratamiento, ya que ayudará al fortalecimiento de la musculatura encargada de la formación del arco del pie | Fuente: Getty Images

Cómo se trata el pie plano. La fisioterapia juega un papel muy importante en el tratamiento, ya que ayudará al fortalecimiento de la musculatura encargada de la formación del arco del pie, que le permitirá tener una adecuada estabilidad y amortiguación del impacto durante la realización de actividades de la vida diaria. Además, se trabajará el equilibrio, estabilidad y a veces será necesaria la prescripción de plantillas que deben ir acompañadas de ejercicios.

Debemos tener en cuenta que es importante una evaluación fisioterapéutica integral, para saber la causa del pie plano y descartar que no sea un problema que se origine desde otra articulación, como la cadera.

¿Qué acciones puedo tomar para prevenirlo?

  • Controlar el sobre peso en los niños.
  • Realizar un diagnóstico temprano de hipotonía (tono muscular bajo) e hiperlaxitud (cuando las articulaciones van más allá de lo normal) y de las diferentes alteraciones de la postura.
  • No usar zapatos rígidos a temprana edad, por el contrario, caminar descalzo sobre arena y césped ayudará a la formación del arco.
  • Para mayor información visite a su fisioterapeuta.