Beneficios adicionales de los anticonceptivos orales

Toda mujer debe ver al médico antes de iniciar el uso de anticonceptivos.

Los anticonceptivos no sirven solo para no salir encinta, también pueden dar beneficios adicionales. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Getty Images

Los anticonceptivos orales fueron creados a mediados del siglo pasado y significaron un avance enorme tanto en anticoncepción como en la lucha de las mujeres por conseguir mayores libertades y derechos. Hoy son usadas por cerca de cien millones de mujeres alrededor del mundo.  

Hay muchos tipos y marcas de pastillas, ya que se pueden usar diversas sustancias y concentraciones de las mismas, siendo que es importante evaluar a la paciente, ver sus características físicas y su historia médica antes de elegir cual será el anticonceptivo que mejor se adapte a ella.  

No las tome por su cuenta. Toda mujer debe ver al médico antes de iniciar el uso de anticonceptivos. Es un medicamento que puede tener riesgos altos si se combinan con una indicación inadecuada. Hay que saber qué enfermedades tiene o ha tenido la paciente, qué otras medicinas toma, tomar en cuenta su edad y peso, sus hábitos, etc. 

Toda mujer debe ver al médico antes de iniciar el uso de anticonceptivos. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Getty Images

Al momento de elegir, el médico debe decidir qué tipo de medicamento recetar. Ahí pueden variar las sustancias que escojamos, las concentraciones de esas sustancias y los tiempos de toma de las pastillas. Se pueden tomar por ciclos de 21 días, de 24 o hasta de 3 meses seguidos.  

Otras ventajas. Pero los anticonceptivos no sirven solo para no salir encinta, también pueden dar beneficios adicionales. Algunos de los más importantes son:

- Controlar sangrados excesivos, que pueden ocurrir con la regla o fuera de ella.

- Aliviar la dismenorrea, que es el cólico menstrual.

Los anticonceptivos orales pueden aliviar el síndrome pre menstrual, que provoca trastornos físicos y psicológicos en la mujer. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Getty Images

- Aliviar el síndrome pre menstrual, que afecta a muchísimas mujeres alterándoles el ánimo en los días previos a la regla.

- Ayudar a tratar el acné y la seborrea, así como el crecimiento excesivo y/o anormal del vello.  

- Ayudar en el tratamiento de la endometriosis y/o la adenomiosis, que son enfermedades que pueden llevar a infertilidad, dolor crónico, etc.

- Ayudan en la prevención de los cánceres de ovarios, endometrial y de colon.   
Vemos entonces que estas pastillas, cuando son bien indicadas, pueden ayudar a la mujer no solo a evitar un embarazo no deseado, sino en muchas otras áreas de su salud.