Cinco recomendaciones para evitar el estrés de los exámenes finales

El estrés acompañará a nuestros niños, adolescentes y jóvenes frente a los exámenes finales por medio año. Dormir lo suficiente, organizarse y practicar algún deporte son algunos de las recomendaciones los especialistas.

Irritabilidad, tensión muscular, dolores de cabeza, cuello y espalda son algunos de los síntomas del estrés, como en época de exámenes finales. | Fuente: Getty Images | Fotógrafo: Wavebreakmedia

Irritabilidad, tensión muscular, dolores de cabeza, cuello y espalda son algunos de los síntomas del estrés, presente en diferentes escenarios. Entre los jóvenes, por ejemplo, durante los exámenes finales de medio año. Sin embargo, si se toman en cuenta ciertas pautas, la carga emocional y mental puede disminuir. Johanson Vega, docente de Psicología de la Universidad Tecnológica del Perú (UTP), comparte cinco consejos para reducir el estrés en esta época:

1. Duerme lo suficiente. Es fundamental descansar entre siete y ocho horas diarias. De esta manera te encontrarás más activo y con mayor predisposición para el aprendizaje, además aumentará tu nivel de atención. Si descansas adecuadamente, tendrás mayor facilidad para almacenar información y ello ayudará a la producción de ideas nuevas y más creativas.

2. Organiza tu tiempo. Gran parte de la vida se administra en base a un horario, por lo que es importante manejar tiempos específicos para estudiar. Lo recomendable es repasar entre una a dos horas diarias. Así, la información que ya sabes se consolidará y será fácilmente evocada al momento de dar un examen.

Gran parte de la vida se administra en base a un horario, por lo que es importante manejar tiempos específicos para estudiar. Lo recomendable es repasar entre una a dos horas diarias | Fuente: Getty Images | Fotógrafo: djedzura

3. Pon en práctica técnicas de estudio. Por ejemplo, mapas mentales, resúmenes, resaltar los conceptos más importantes, pre-lecturas, utilizar separadores, etc. Dichas técnicas no solo deben aplicar para prepararse para un examen, sino que deben volverse un hábito en tu práctica académica. De esta forma consolidarás el conocimiento con mayor facilidad.

4. Realiza algún deporte. Al practicar una actividad física generas endorfinas, las cuales promueven la calma, ayudan a mejorar el humor y disminuyen los niveles de ansiedad. Por ello, practicar un deporte es beneficioso para manejar el estrés y sentirte más tranquilo, o tranquila, para rendir un examen.

5. Aprende algunas técnicas de relajación. Estas son grandes aliadas para disminuir el estrés. Tienen como objetivo fomentar el descanso y liberar la tensión que puede ser producida al afrontar los exámenes finales. Una de las técnicas de relajación que brinda mejores resultados es la respiración profunda, que permite que el oxígeno llegue a todos los rincones del organismo y disimula la ansiedad.