El tratamiento con cápsulas de bacterias fecales es eficaz

Investigadores canadienses compararon la eficacia del trasplante de heces, tanto si se realiza a través de una colonoscopía o por la ingesta de cápsulas de bacterias fecales.

Las bacterias tienen funciones muy importantes, tales como la fabricación de vitaminas, el control del apetito y la obesidad.
Las bacterias tienen funciones muy importantes, tales como la fabricación de vitaminas, el control del apetito y la obesidad. | Fuente: Getty Images

Repoblar el intestino grueso con una macrobiota (flora intestinal) nueva y sana, ayuda a aliviar graves infecciones causadas por la bacteria Clostridium difficile, como la colitis, una inflamación del colon, que causa diarrea, dolor abdominal, fiebre, y puede ser mortal. En eso consiste el trasplante fecal que ya se aplica en Holanda y Estados Unidos.

Investigadores canadienses compararon la eficacia de este tratamiento tanto si se realiza a través de una colonoscopía (tubo insertado por el ano) o por la ingesta de cápsulas de bacterias fecales.

El ensayo clínico incluyó a 116 adultos con infección recurrente por Clostridium difficile, un grupo fue tratado con píldoras orales y el otro mediante colonoscopía. En ambos casos la mejora fue del 96,2 %.

"Entre los adultos con infección por Clostridium difficile, el trasplante fecal a través de cápsulas orales no fue inferior a la colonoscopia, para prevenir la infección recurrente durante 12 semanas. El tratamiento con cápsulas orales puede ser un enfoque eficaz", concluyó el estudio.

El Clostridium difficile puede causar colitis, una inflamación del colon, que provoca diarrea, dolor abdominal, fiebre, y puede ser mortal. | Fuente: Getty Images

Elmer Huerta, asesor médico de RPP Noticias, destaca el hallazgo. "Parece que ese va a ser el futuro, en vez de que el paciente sea anestesiado y tenga una colonoscopía, con el riesgo de que un instrumento entre por el ano, en su lugar se pueden preparar cápsulas hechas con heces del donante, y estas pueden ser tomadas por el paciente para resolver el problema".

Bacterias aliadas

Las bacterias que viven en el intestino grueso, es decir, la macrobiota, tienen funciones muy importantes, tales como la fabricación de vitaminas, el control del apetito y la obesidad. "Se calcula que hay un kilo de bacterias en el intestino grueso, y por cada célula humana hay 10 bacterias que viven allí", comenta Huerta.