Enfermedad cardiaca de Fujimori sí puede causar la muerte, según cardiólogo

El médico Patricio Alzamora precisó que es una enfermedad progresiva, sorpresiva y que; por la edad, la condición de encierro y el estrés que vive el exmandatario; puede generar hasta la muerte.

El exmandatario Alberto Fujimori permanece internado en la Clínica Centenario, ubicada en el distrito de Jesús María.
El exmandatario Alberto Fujimori permanece internado en la Clínica Centenario, ubicada en el distrito de Jesús María. | Fuente: RPP Noticias

El cardiólogo Patricio Alzamora dijo en Ampliación de Noticias que desde el punto de vista médico, está de acuerdo con el indulto por razones humanitarias otorgado al expresidente Alberto Fujimori.

Al individualizar el caso, precisó que la fibrilación auricular paroxística, dolencia cardiológica que presenta el exmandatario; sumado a su edad, la condición de prisión y la fuerte tensión que vive; hace que exista el riesgo de sufrir una crisis hipertensiva, generando una embolia cerebral y que se desencadene un evento fatal sorpresivo.

“El peligro es que esta enfermedad no es necesariamente terminal, pero si puede ser progresiva y sorpresiva. Le puede dar una embolia que puede generarle hasta la muerte”, explicó.

Qué es la fibrilación auricular paroxística

El médico inicia explicando que la arritmia, llamada también fibrilación auricular, es tentativamente frecuente. Tiene una historia natural conocida, puede ser permanente o paroxística y tener como origen la bomba cardiaca o la irrigación.
El tratamiento es para prevenir las caídas en la arritmia y, si se producen, evitar que sean rápidaz y deterioren la bomba cardiaca.

Sobre la arritmia paroxística, la diagnosticada al exmandatario Alberto Fujimori, explicó que no es permanente. Es decir, está en su ritmo normal y por momentos le sobrevienen estos episodios de descarrilamiento del pulso cardiaco que, si es muy rápido, pueden descompensar al paciente.

Los grandes frentes de esta arritmia.

-Peligro de la embolia pulmonar. Aumenta sensiblemente el riesgo de tener un coágulo que se forma en el corazón, que puede ser disparado al cerebro, causando daños graves.

-La hipertensión, es una enfermedad que puede afectar al corazón, los riñones y el cerebro. La cardiopatía hipertensiva no tiene cura, solo se controla. A parte de ser una causa de arritmia, es un factor agravante.