Medicamentos que alivian el dolor pueden generar dependencia

Los opioides son medicamentos que están vinculados al dolor crónico y su tratamiento. En Perú, su venta está regulada.

El tratamiento del dolor con opiáceos y opioides ayuda en pacientes oncológicos y otros con enfermedades que conllevan un malestar crónico. Pero, de consumirse sin receta médica puede generar adicción e incluso llevar a la muerte. Su uso responsable es ideal.

Alfonso Zavaleta, médico cirujano, experto en farmacología y jefe del Área de Investigación del Centro de Información y Educación para la Prevención del Abuso de Drogas (Cedro) comenta que estos son recetados para pacientes con dolor permanente, como aquellos que padecen de cáncer terminal metastásico o con tumoraciones en todo el cuerpo.

"Hay una amplia gama de medicamentos que se usan específicamente para el dolor, son medicamentos potentes, que se venden bajo receta médica de ley. Y tienen el gran riesgo de que su consumo continuado, puede producir adicción, o sea, son medicamentos de por si adictivos", comenta.

No se recomienda su uso muy prolongado ni en dosis muy altas. "Ese opio tiene 25 alcaloides, del cual uno de los más importantes es la morfina. Este opio se conoce hace más de 4 mil años y ha sido usado también como analgésico y es una de las formas de opioides más usadas que se relaciona con las adicciones", afirma.

La venta de estos medicamentos es bajo receta médica. Sin embargo, es comercializado en el mercado negro farmacéutico. Los mayores cultivos están presentes en zonas de la selva alta como Cajamarca, Amazonas y Huánuco. "En el Perú se estima que, al día de hoy, hay más de mil hectáreas cultivadas de amapola de opio", explica.

Pese a que los opioides están vinculados al dolor crónico y su tratamiento, uno de ellos, la codeína es usada en jarabes y medicamentos para curar la tos. Miguel Ángel Otoya, médico anestesiólogo en el Servicio de Medicina Paliativa y Tratamiento del Dolor del Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas, explica que su consumo excesivo y sin control genera dependencia.

"Hay mayor predisposición de generar una adicción en pacientes que ya tienen antecedentes de adicción, como por ejemplo tabaquismo o cocaína en forma recreacional. Ese un factor que predispone a generar una adicción", expone.

Las cifras de casos de muertes por sobredosis son preocupantes. Según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, solo en el 2016 alrededor de 64 mil personas murieron por sobredosis de drogas, entre las que figuran los opiáceos.