Qué hacer para evitar los estragos de la humedad extrema

La humedad del clima favorece la formación de hongos y ácaros. Hay personas que son más sensibles.

La humedad también nos expone a una mayor contaminación ambiental.
La humedad también nos expone a una mayor contaminación ambiental. | Fuente: Getty Images

Lima alcanzó el 98 % de humedad. Los románticos corazones que se pueden dibujar en las ventanas de los buses empañadas por el vapor, es una oportunidad divertida que permite esta condición del clima; sin embargo, algunas personas no la pasan tan bien y su salud es más sensible.

La alta humedad puede generar problemas alérgicos e infecciones respiratorias. "Quienes viven en ambientes húmedos pueden estar más susceptibles a  mohos (hongos) y ácaros, que en personas con rinitis o asma van a provocar síntomas como tos, broncoespasmos y severas crisis de asma que van a requerir atención especializada", explica el neumólogo de la Clínica Internacional Jorge Luis Cabrera.

Las personas con cuadros alérgicos, como asma y rinitis son más susceptibles a la humedad. | Fuente: Getty Images

Los pacientes con problemas asociados al tabaco, como bronquitis crónica o enfisema pulmonar también pueden verse afectados con la humedad extrema.

De acuerdo al especialista, la humedad también nos expone a una mayor contaminación ambiental. "La polución se concentra cuando la atmósfera está más húmeda. El aire circula con menos facilidad porque tienen más vapor de agua relativo, y la polución produce más efectos perjudiciales".

Es falso que la humedad produzca problemas pulmonares, aunque puede coincidir si la persona consume bebidas heladas. "Los efectos perjudiciales de la humedad están en relación directa con la ventilación y la iluminación", aclara el médico.

La formación del moho es una consecuencia de la humedad. Se recomiendan los ambientes ventilados e iluminados. | Fuente: Getty Images