La falta de sueño aumenta las discusiones de pareja

Según estudio, cuando ambos compañeros duermen menos, interactúan de una manera más hostil que cuando al menos un compañero duerme más.

De acuerdo a estudio, cuando los dos compañeros duermen poco, el comportamiento es más hostil. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Getty Images

Las parejas que duermen menos, tienen reacciones más negativas y pueden poner en peligro su relación, según estudio publicado en Psychoneuroendocrinology.

Para la investigación fueron observadas 43 parejas con un promedio 11.5 años de casadas. A todas ellas se les tomaba muestras de sangre antes y después de los conflictos que presentaban en el laboratorio, mientras los investigadores exploraban sobre sus riñas de pareja con una entrevista estandarizada de 20 minutos.

"El sueño es importante de muchas maneras y sus efectos pueden transmitirse a través de las parejas. La hostilidad la transmitían quienes dormían menos de las 7 horas recomendadas por noche", comentó a Medscape Medical News Stephanie Wilson, autora del estudio.

Los adultos deberían dormir entre 7 y 9 horas diarias. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Getty Images

De acuerdo al reporte, cuando ambos compañeros dormían menos, interactuaban de una manera más hostil que cuando al menos un compañero dormía más. “El efecto no se hace evidente de un día para otro, pero tampoco hay que esperar mucho. Con dos o tres noches sin sueño, ya se evidenciaban las repercusiones", dice el reporte.

Las reacciones exacerbadas son un riesgo que las estrategias de regulación emocional pueden contrarrestar, sugiere el estudio.

¿Cuánto dormir?

Cuando dormimos renovamos nuestras energías y consolidamos los aprendizajes del día. Según la Fundación Nacional del Sueño de Estados Unidos, los adultos deberían dormir entre 7 a 9 horas diarias; los adolescentes de 8 a 10 horas; los niños en edad escolar de 9 a 11 horas; en edad preescolar (de 3 a 5 años) de 10 a 13 horas;  los niños de 1 a 2 años de 11 a 14 horas; los bebés de 4 a 11 meses de 12 a 15 horas; los recién nacidos (de 0 a 3 meses) de 14 a 17 horas.

Ten en cuenta que dormir poco contribuye a la mortalidad prematura por enfermedades cardiovasculares, diabetes, obesidad y cáncer.