Año nuevo: el deseo de dejar lo malo atrás y volver a empezar

Según Lupe Maestre, antes de realizar promesas para este nuevo año cada persona debe hacerse una serie de preguntas, como ¿cuánto estoy dispuesto a renunciar para lograr mi deseo?

Los últimos días del año, las personas suelen hacer un balance de lo que fue y significó ese año; y a su vez plantean sus deseos y promesas de lo que quieren para el que viene.

La psicóloga Lupe Maestre señala que muchas veces la gente no tiene un solo deseo sino varios, y por lo general estos apuntan a cosas materiales o de progreso, lo cual, recalca, "está muy bien pero no es lo único en lo que se debe pensar".

Maestre recomendó a cada persona realizarse una serie de preguntas y responderlas con honestidad. "Es importante preguntarse ¿realmente lo deseo?, ¿para qué lo pido?, ¿a quién se lo pido?, ¿cuánto estoy dispuesto a renunciar para lograr mi deseo?, ¿qué es lo que éste aportará y cambiará en mi vida y en la de los seres que amo?", dice la conductora del espacio Confidencias.

"Considero que solicitarle algo al año que entra es una manera de pedirnos algo a nosotros mismos y debemos hacerlo de la manera más honesta posible. Es importante también tener conciencia de nuestras limitaciones", señala Maestre.

La especialista pidió también a cada uno analizar por qué no lograron sus metas planteadas para este año. A su consideración son tres razones comunes:

- Por miedo a fracasar, a fallar, a ser rechazados, a hacer el ridículo
- Por paradigmas del tipo “yo no puedo”, “no tengo suficiente experiencia”, etc.
- Por la falta de perseverancia.

La última recomendación de Maestre es "antes de pedir empieza por agradecer, esa es la llave de entrada a la realización de tus deseos".