Cinco recomendaciones para evitar que los niños abusen de los dulces en Halloween

La clave es cocinar los alimentos nutritivos en la casa, de esa manera se puede controlar la cantidad y la calidad de insumos que se utilicen para cuidar la salud de los menores de edad.

Abandonar el aceite vegetal y el azúcar es principal para cocinar alimentos agradables y nutritivos. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: M_a_y_a

Halloween es una festividad en la que participan muchos niños. Sin embargo, lo que más emociona a los menores de edad no es la oportunidad de asustarse sino la de consumir altas cantidades de golosinas sin reproche alguno.

La nutricionista Lorena Romero comenta que la primera clave para un “Halloween nutritivo” es no irse al extremo. Que los niños no consuman las golosinas en exceso ni tampoco se las prohíban categóricamente.

1. PREPARAR LOS DULCES EN CASA

La primera recomendación de la nutricionista es “preparar los dulces en casa, así uno puede controlar la calidad y cantidad de ingredientes que está utilizando. En vez de azúcar rubia o blanca, se puede usar panela”, precisa Romero.

Preparar un queque en familia y controlando los ingredientes es lo ideal. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Vasyl Dolmatov

2. USAR HARINA INTEGRAL O DE AVENA

Si existe alguna especie de receta hogareña de un queque tradicional una clave es abandonar la harina tradicional y cambiarla por la harina integral o la de avena.

La harina integral o de avena es una opción nutritiva para preparar queques o muffins. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: PointImages

3. ADIÓS AL AZÚCAR REFINADA

El azúcar es la sustancia que más podría afectar la salud del menor, por eso es necesario buscarle alternativas como la panela o la miel de abeja que son más saludables, dice la nutricionista.

La miel de abeja o la panela son alternativas nutritivas. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Tolimir

4. UTILIZAR ACEITE DE COCO

En vez del uso de la margarina o el aceite vegetal para la preparación de un queque tradicional o muffins, es saludable cambiarlo por aceite de coco o mantequilla. “Así se mejora la calidad de la receta tradicional”, sostiene Romero.

El aceite de coco es saludable como reemplazo del aceite común. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Magone

5. CHOCOLATE CON ALTA CANTIDAD DE CACAO

El chocolate es uno de los alimentos que más se consumen en Halloween, sin embargo, es más que todo una golosina lo que se vende. Lorena Romero recomienda que se eduque a los niños a seleccionar chocolates con alta cantidad de cacao, lo esperable es 70%. Sin embargo, si les resulta amargo, dice la nutricionista, se puede comenzar con 40 a 55%.

“Se le puede mezclar con frutas como plátanos o manzanas, incluso”, agrega la experta en nutrición.

El chocolate es aceptable siempre y cuando tenga una cantidad de 70% de cacao. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: fcafotodigital

Una receta que nos regala la nutricionista Lorena Romero para los niños del hogar es un budín de plátano. Se necesitan cuatro plátanos de seda maduros, cuatro huevos enteros, y entre cuatro a cinco cucharadas de avena.

“Se debe aplastar muy bien el plátano; mezclar con huevo y avena; también se puede mezclar con chispas de chocolate (con 70% de cacao); luego se le coloca en el horno. Se debe cocinar 40 minutos a 180 grados”, explica Romero.

Con la aplicación de estos conejos nutritivos, la nutricionista señala que se podrá evitar el común empacho por dulces. “La idea es que los niños puedan disfrutar de las golosinas en cantidad controlada para que no genere algún malestar digestivo y no se promueva la actitud de glotonería”, finaliza la experta.