4 factores que favorecen la aparición de papada

No siempre la papada es una consecuencia de un aumento de peso, existen otros factores que pueden generar su aparición.
Algunas personas, por su genética, tienden a acumular más grasa en la barbilla, otras en el estómogo, en los glúteos o en la zona abdominal. | Fuente: Getty Images

Por lo general, se asocia la aparición de papada a un aumento de peso ya que cuando esto ocurre, parte de esa grasa que hemos ganado se puede trasladar a la cara y convertirse en esa indeseada papada.

No obstante, existen otros factores que pueden producir papada, como el genético que nos predispone a acumular más grasa en esa zona, independientemente de nuestro peso corporal. Por ello es que hay personas delgadas que tienen papada.

Stephen S. Park, presidente de la Academia Americana de Cirugía Plástica y Reconstructiva explica que cuando ganamos o perdemos peso, no estamos aumentando ni disminuyendo el número de células grasas (adipocitos). "Lo que ocurre es que las células mismas están ampliándose o reduciéndose. Por ello, algunas personas siempre tendrán un área problemática, independientemente de su peso. Ellos tienen más células de grasa en esa área que otras personas”.

Si bien no puedes hacer nada para cambiar tu genética ni los lugares donde tiendes a acumular más grasa, sí puedes hacer algo para reducirla o evitar que te salga. Conoce cómo a continuación.

Retienes líquidos: "El exceso de alcohol, azúcar y sal están vinculados a la acumulación de líquido en el rostro”, explica Sue DeCotiis. Por ello, es necesario reducir su consumo y aumentar la ingesta de agua y fruta. Recuerda que cuando estás deshidratado, tu cuerpo retiene más líquidos, por ello, es importante beber agua constatemente, aunque no tengas sed.

Tienes alergias alimentarias o colon irritable: Las personas que padecen alergias o intolerancias alimentarias como al gluten o a la lactosa y quienes tienen síndrome de colon irritable, son más propensos a tener la cara hinchada. Y la hinchazón es una señal de que algo no anda bien en el sistema digestivo. En estos casos, lo mejor es acudir a un médico especialista.

El periodo menstrual influye: Si tu cara se hincha más durante tu periodo o los días anteriores a este, habla con tu ginecólogo porque puede ser por un desorden de las hormonas. Es probable que tu cuerpo experimente un aumento de progesterona, lo que puede provocar síntomas del síndrome premenstrual como la hinchazón de la cara.

Subiste o bajaste de peso abruptamente: Según especialistas consultados por el portal Salud180, subir o bajar de peso abruptamente favorece a la aparición de la papada.