5 alimentos que previenen y alivian el estrés

Así como el estrés influye en la alimentación, esta también puede hacerlo sobre él, ayudando a prevenir o disminuir sus efectos.
Según la especialista, el estrés, en su justa medida, es necesario ya que permite a las personas adaptrse a las situaciones. Sin embargo, cuando el estrés es prolongado puede afectar negativamente a la salud. | Fuente: Getty Images

El estrés es una reacción fisiológica del organismo para afrontar una situación que se percibe como amenazante o de demanda incrementada. Está considerada como la enfermedad del nuevo siglo y cada vez son más las personas que lo padecen en todo el mundo.

Dado que el estrés puede derivar en enfermedades graves y reducir la calidad de vida de las personas si no se trata, es importante controlarlo y reducirlo, y para ello, la alimentación es una gran herramienta. En ese sentido, la nutricionista Laura Saavedra Casanova del centro médico Psico Salud (España) propone cinco alimentos para combatirlo.

Menos café y más leche: Los lácteos son ricos en triptófano, un aminoácido que favorece a la producción de serotonina, la hormona de la tranquilidad. Lo mejor es tomar la leche sin añadirle azucar, recomienda la experta.

Más verduras: Sobre todo las verduras de hoja verde, como las espinacas o las acelgas, ya que son ricas en vitamina B 12, beneficiosa para el sistema nervioso. Cabe recordar que esta vitamina regula los ciclos de sueño a través de una sustancia llamada melatonina.

Chocolate pero sin azúcar: El chocolate promueve la liberación de endorfinas que favorecen la relajación del sistema nervioso. Eso sí, "lo mejor es escoger el que tenga un porcentaje de cacao por encima del 70% y que el primer ingrediente que aparezca en la etiqueta no sea el azúcar", explica Saavedra.

Más pescado, menos carne: Muchos expertos en nutrición recomiendan consumir pescados por lo menos una vez a la semana, sobre todo si se trata de pescado azul, como sardinas o salmón, que son ricos en omega 3, un nutriente que disminuye los estados de nerviosismo y mejora la salud cardiovascular.

Plátano y frutos secos: Según la especialista, el potasio del plátano y el magnesio que poseen los frutos secos favorecen a la relajación del sistema nervioso, lo que evita estados de estrés. En ese sentido, recomienda comerlos a media mañana en la oficina.