Cinco consejos para reducir el consumo de azúcar de tu familia

Como todo alimento, el consumo de azúcar en exceso también es malo. Ahí puede encontrarse su relación con la diabetes tipo 2. Una de las causas de esta enfermedad es el sobrepeso y el consumo en exceso de calorías, como la ingesta de bebidas azucaradas. 

Azúcar | Fuente: Getty Images

El consumo de azucar es necesario para nuestra salud pues es una fuente buena de energía que sirve de conbustible para nuestro organismo (principalmente para el cerebro y las conexiones sinápticas). En una persona sana, los niveles de glucosa en sangre varían entre 80 y 140 mg/dl, una cifra que responde a un equilibro en el metabolismo. 

Como todo alimento: el azúcar en exceso también es malo. Ahí puede encontrarse su relación con la diabetes tipo 2. Una de las causas de esta enfermedad es el sobrepeso y el consumo en exceso de calorías, como la ingesta de bebidas azucaradas. 

La nutricionista Melissa Vega, docente del Instituto Carrión, nos indica que la cantidad de consumo de azúcar recomendado para un adulto no debe superar el 10 % de las calorías diarias. Si nos basamos en una dieta de 2000 Kcal, la cantidad recomendada equivaldría a 50 gramos de azúcar, es decir, aproximadamente 10 cucharaditas.

1. Reduce o elimina el azúcar de tus bebidas: Si estás acostumbrado a tomar café, leche, té o cualquier otra bebida con azúcar, trata de reducir poco a poco la cantidad que le agregas y, si es posible, elimínala por completo.

2. Reemplaza el azúcar por endulzantes naturales: Puedes reemplazar el azúcar por stevia, panela, miel de abeja o frutas deshidratadas (pasas, guindones). La Stevia no aporta calorías, mientras que las otras opciones tienen las mismas que el azúcar, sin embargo, son naturales y no pasan por un proceso de refinado. 

Azúcar | Fuente: Getty Images | Fotógrafo: koosen

3. Consume productos frescos: Procura consumir alimentos frescos como carnes, huevos, verduras y frutas. Los alimentos precocinados y envasados suelen tener azúcares añadidos.

4. Cuida lo que comas fuera de casa: Si debes comer fuera de casa, ten cuidado con lo que comas. La comida rápida utiliza mucha azúcar en su preparación, sobre todo en las salsas. Si optas por una ensalada, ten en cuenta que muchos de los aliños son preparados con azúcar; elige uno natural.

5. Atento a las etiquetas: Es bueno saber cuánta azúcar contiene un producto, incluso si crees que es sano. Muchos de los productos “light” incluyen azúcar en sus ingredientes y no es bueno abusar de ellos.

Azúcar | Fuente: Getty Images