Cáncer: trasplantes fecales ayudan a que personas respondan al tratamiento de inmunoterapia

Investigaciones realizadas en Estados Unidos e Israel comprobaron que el traslado de bacterias intestinales a un grupo de personas les permite que su organismo reciba positivamente la inmunoterapia.

Células defensoras atacan células cancerígenas. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Meletios Verras

Descubre el canal de podcast de Espacio Vital a cargo de Elmer Huerta en RPP Player.

Uno de los temas de salud en los que la ciencia más está avanzando es el tratamiento del cáncer. El desarrollo de este campo de la medicina no es gratuito. Se debe a que el cáncer es considerado en el mundo como la segunda causa de muerte, mientras que en el Perú, este mal es la principal causa de muerte en adultos.

Si bien existen varios tipos de tratamiento frente a una neoplasia, como la quimioterapia o la radioterapia, el método que está revolucionando la forma en que se vence el cáncer es la inmunoterapia, la cual utiliza el propio sistema inmunológico de la persona para defenderla de las células cancerígenas.

Lo más sorprendente es que la clave para que este tratamiento funcione está en el tipo de bacterias que tiene la persona en los intestinos, según se reveló la semana pasada en Atlanta (Estados Unidos) durante la Reunión Anual de la Asociación Norteamericana para la Investigación del Cáncer, comentó el Consejero Médico de RPP Noticias, Elmer Huerta, en el programa La Rotativa del Aire.

Las diferentes bacterias que tiene el cuerpo humano en el instestino son útiles para mantener el metabolismo de manera funcional. | Fuente: Getty Images.

Para comprobar esta información, investigadores de Estados Unidos e Israel realizaron un experimento particular. Como se sabe, el conjunto de bacterias que están presentes en los intestinos conforman la microbiota: un espacio donde los microbios viven en el excremento natural que tiene el cuerpo.

Pues los científicos de esta investigación trasplantaron las heces de un grupo de personas que sí respondían positivamente al tratamiento de la inmunoterapia hacia un grupo que no respondía. El resultado fue increíble, se logró que el organismo reciba efectivamente la inmunoterapia.

“Obtuvieron heces de las personas que sí habían respondido y las trasplantaron a las personas que no había respondido. Y demostraron que ese simple trasplante fecal ayuda a la respuesta al tratamiento del cáncer”, explicó Huerta.

Este tipo de investigaciones demuestran que un futuro las personas no solo se harán prueba de sangre, biopsia y demás para enfrentar una neoplasia, sino también se harán estudios de heces para saber qué tipo de microbios intestinales tienes porque de eso depende tu respuesta al tratamiento del cáncer.