Navidad 2018 | ¿Cuál es la hora apropiada para servir la cena navideña?

La hora en que se cena en Navidad puede influir en la salud de las personas. Esta es la recomendación de los especialistas para cenar en Nochebuena y no afectar nuestra salud.

Lo ideal es cenar unas tres horas antes de ir a dormir. | Fuente: Getty Images

Muchas familias peruanas acostumbran a esperar hasta las 12 para servir la cena de Navidad. Es una antigua tradición que surgió con la creencia de que se tiene que hacer ayuno el 24. Pero hay una diferencia entre esa época y la actual, y es que entonces habían alimentos que estaban permitidos durante el ayuno, eso hacía que al llegar las 12 las personas ya no tengan hambre excesiva. Sin embargo, ahora las personas no comen nada porque saben que a la medianoche comerán en abundancia y eso hace que lleguen a la cena con muchísimo apetito, lo que no les permite calcular moderadamente cuánto servirse ni cómo combinar los alimentos.

En consecuencia se presentan problemas de indigestión e incluso intoxicaciones que pueden conducir a una emergencia médica. "Si uno piensa esperar hasta las 12 para cenar, tiene que saber que al menos cuatro horas antes tiene que haber comido algo, quizá una ensalada de verduras o frutas para poder sostenerse hasta la hora de la cena. Así se tendrá un mejor control de la cantidad de comida que ingiere y evitará problemas digestivos", sugiere la especialista en nutrición, Sara Abu Sabbah.

Y entonces ¿a qué hora se debe cenar?

Según el nutricionista de EsSalud, Marco Taboada, por un tema de digestión se debe ingerir la cena navideña no menos de dos horas antes de acostarse. "Lo ideal es cenar entre las 8 y 10 de la noche y esperar a las 12 para hacer un pequeño brindis. Hay que considerar que la cena navideña contiene muchas proteínas que son de lenta digestión, además se come panetón y chocolate, lo que hace más pesada la digestión", sugiere el experto.

Navidad | Fuente: Archivo | Fotógrafo: Foto: vía Kiwilimón

¿Qué puede ocurrir si se cena a las 12 o más tarde?

"En la medida que la persona ingiera alimentos cada tres o cuatro horas no habría mayor problema. Sin embargo, hay que considerar cuánto tiempo pasará entre la cena y la hora de dormir. Lo recomendable es que pasen tres horas como mínimo, de lo contrario el proceso de digestion no será el adecuado y la persona tendrá problemas para conciliar el sueño y al día siguiente tendrá sensación de pesadez, de estar lleno y probablemente no quiera desayunar; sin embargo, al llegar la hora de almuerzo tendrá mucho apetito y nuevamente, con el pavo de la cena, ocurrirá un proceso digestivo lento que promoverá la indigestión y podría conducir a una sala de emergencias", advierte Sara.

¿Qué alimentos pueden ayudar a una buena digestión?

Las frutas tienen enzimas que favorecen a la digestión, de hecho, en otros países se come fruta antes del plato de fondo para preparar al estómago y facilitar la digestión. Por otro lado, "es recomendable que aunque no haya indigestión la dieta del día siguiente sea suave, por ejemplo una dieta de pollo y acompañar con arroz blanco, o un puré de papa sin mantequilla y de preferencia sin lácteos y un pedazo de pollo a la plancha", sugiere Abu Sabbah.