¿Las vacunas causan autismo? La ciencia descarta una vez más la validez de esta "fake news"

Una investigación científica nuevamente desmiente que las vacunas tengan alguna relación con el autismo. La industria de la información en las redes sociales afianza la difusión de este tipo de noticias falsas.

El autismo no tiene vinculación alguna con las vacunas, según múltiples estudios. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Nastco

Descubre el canal de podcast de Espacio Vital a cargo de Elmer Huerta en RPP Player.

La ciencia continúa batallando una gran guerra de información contra las noticias falsas. Una investigación científica y una carta de una asociación médica dirigida a los líderes de las principales redes sociales en el mundo demuestran que las fake news continúan intentando establecer una falsa relación entre las vacunas y el autismo en niños.

Un nuevo estudio publicado en la revista Anales de Medicina Interna y que fue hecho en Dinamarca es calificado como la investigación más elaborada y que, por supuesto, rechaza nuevamente la supuesta asociación entre el autismo y las vacunas.

Se aplicó a un promedio de 657.000 niños, a los cuales les hizo seguimiento médico desde su nacimiento. Se analizaron a niños de entre 3 años a 14 años. Se usaron registros de población danesa para vincular información sobre vacunación, diagnóstico de autismo, historia familias de autismo y factores de riesgo de autismo.

Tras 14 años de seguimiento con más de 5 millones de días combinados de estudios se concluyó lo siguiente: “Los niños que fueron vacunados tenían 7% menos de probabilidad de desarrollar autismo que los niños no vacunados”, comentó el Consejero Médico de RPP Noticias, Elmer Huerta, en el programa La Rotativa del Aire.

Las vacunas son la mejor opción para proteger al menor de múltiples enfermedades. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: fstop123

Las redes sociales son responsables de la desinformación

El presidente de la Academia Norteamericana de Pediatras envió ayer también una carta al CEO de Google, quien también posee YouTube); Facebook (quien es dueño de Instagram y Whatsapp) y de Pinterest para que amplíen sus esfuerzos frente a los fake news diseminados en redes sociales que establecen in vínculo entre las vacunas y el desarrollo del autismo infantil.

Elmer Huerta comparó a la industria del tabaco del siglo XX con la de la desinformación actual. “En esta época moderna no hay una industria que promueva que el autismo tenga una relación con las vacunas, sino que la industria es la de la información, que sin querer queriendo, permite que en sus plataformas padres de familias preocupados y susceptibles se alimenten de noticias falsas para no vacunar a sus niños”, alertó.

Los efectos de la desinformación se han hecho sentir en la salud de los niños de Estados Unidos. Un joven que acaba de cumplir 18 años testificó ante el Congreso de los Estados Unidos porque su madre no lo había vacunado.

El adolescente denunció que su madre pertenece a un grupo de miles de cientos de madres que acceden a las redes sociales y no vacunan a sus hijos por la desinformación y resaltó la importancia de la información científica.