Polémico pedido de tabacalera en Perú

La justicia deberá resolver y su sentencia se dará a conocer en unos 15 a 30 días, detalló el doctor Jorge Seminario Castillo, abogado de la Procuraduría Pública del Ministerio de Salud.
EFE

La Primera Sala Civil de la Corte Superior de Lima resolverá en un período de 15 a 30 días el pedido de la British American Tobacco (BAT) para que se permita vender en el Perú cajetillas de cigarrillos con menos de 10 unidades, algo que está prohibido por ley.

“Queda al voto y dependiendo de la carga procesal y la prioridad que tenga la Sala, la sentencia se dará a conocer en unos 15 a 30 días”, detalló el doctor Jorge Seminario Castillo, abogado de la Procuraduría Pública del Ministerio de Salud, a su salida de la audiencia en la que se ventiló el caso.

En la sesión de esta mañana, Seminario sostuvo que la apelación presentada por la tabacalera no procede “ya que no debió ventilarse como una demanda de amparo, sino como una acción de inconstitucionalidad, pues lo que está en discusión es una resolución dada por el Congreso”.

La abogada adjunta a la Procuraduría del Congreso de la República, Isabel Chávez Aliaga, consideró que la audiencia presidida por el vocal Ángel Romero Díaz, e integrada por los vocales Emilia Bustamante Oyague y Roberto Vílchez Dávila, fue bien conducida de principio a fin.

“La Sala ha escuchado los argumentos de ambas partes con mucha tolerancia. Creemos que tendrá en consideración nuestros argumentos dado que Estado peruano, como suscriptor del Convenio Marco de Control del Tabaco", dijo Chávez.

"Con rango de ley, se ha comprometido internacionalmente a reducir el índice de consumo del tabaco, tal como lo viene haciendo”, indicó.
 
Explicó que de acuerdo al artículo tres de dicho acuerdo internacional, los países firmantes tienen la obligación de proteger a las generaciones presentes y futuras contra las devastadoras consecuencias sanitarias, sociales, ambientales y económicas del consumo de tabaco.

Por su parte, Fernando Meléndez, abogado de la British American Tobacco (BAT), manifestó que la empresa no está en contra de las medidas implementadas por el Estado para reducir el consumo de cigarro, sino en la limitación del derecho al libre mercado que tiene su representada.

“La venta al menudeo de cigarrillo ha crecido del 8% el año pasado al 43% debido a que la población tiene costumbre de comprar por cantidades pequeñas. Permitiendo la venta de cajetillas con menos unidades se evitará que los menores puedan acceder a ellos de manera informal", dijo Melédez.

"Los compradores podrán recibir una información adecuada en las cajas y se evitará la manipulación del producto”, afirmó.

Indicó que esperarán el veredicto de la Sala y que de ser contrario a su solicitud irán al Tribunal Constitucional, porque es su derecho.

ANDINA