Irritación y alergias: estas son los principales daños de bañarte en una piscina contaminada

Entre las medidas preventivas para disminuir los daños en la piel tras usar una piscina contaminada está bañarse antes y después de su uso para evitar los daños a la piel humana.

La piscina por ser un espacio compartido tiene alta probabilidad de contaminarse. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: andresr

Las piscinas son lugares ideales para refrescar el cuerpo y ejercitarse durante la temporada de verano. Cientos de personas asisten a estos espacios compartidos con sus familias o amigos. Sin embargo, la aglomeración de personas junto a la elevación de la temperatura por el verano son factores que aseguran un foco infeccioso que puede afectar la salud de la piel.

Entre los problemas de salud más frecuentes y leves en la piel que son generados por piscinas contaminadas tenemos la irritación de la piel y también las reacciones alérgicas e infecciones en la piel. “Todos estos daños son generados por bacterias, virus u hongos que suelen proliferar en el agua contaminada”, dijo a RPP Noticias, la dermatóloga de la Clínica Internacional, Elba Naccha.

La dermatóloga afirma que una persona debe estar atenta a las señales de alerta para que aquellos daños no se vuelvan infecciones más severas. En el caso de irritación, este se caracteriza por presentar enrojecimiento de la piel y la sensación de escozor (picazón).

La irritación es una de las primeras señales de alerta si una persona fue afectada por una piscina contaminada. | Fuente: Getty Images. | Fotógrafo: Voyagerix

Otra señal de alerta son las infecciones a la piel, las cuales se caracterizan por presentar en la piel una especie de granitos rojos, granitos amarillos o con pus, pápulas, áreas rojas calientes, áreas escamosas y sensaciones de picazón o dolor. En estos casos se recomienda acudir de inmediato al dermatólogo.

“Si el paciente nota uno de los síntomas o percibe algo raro en su piel, le pica, se pone rojo, o le brotan granitos, acudir de inmediato al dermatólogo”, afirma Naccha.

CONSEJOS PARA PROTEGER LA PIEL

La médica dermatóloga recomienda a la población que asista o planee visitar una piscina las siguientes medidas para proteger su piel. Bañarse con agua potable antes de ingresar y luego de usar la piscina es necesario. “Esto disminuye el riesgo de infecciones a la piel o irritación por el cloro o microbios”, manifiesta.

Usar sandalias para evitar el contagio de los hongos que proliferan en el verano también es otro consejo que te protegerá, agrega Elba Naccha.